Cuarentena se mantiene en la RM, Iquique, Alto Hospicio y Lonquimay y se levanta en Antofagasta y Mejillones

La decisión, que rige desde las 22:00 horas de este viernes, se funda en la disminución de casos de Covid-19 en ambas ciudades, mientras que en el caso del Gran Santiago, pese a un leve descenso, no es prudente hacerlo. La autoridad sanitaria descartó, por ahora, el confinamiento para la Región de Valparaíso.

276

Las ciudades de Antofagasta y Mejillones saldrán de la cuarentena de 21 días dispuesta por la autoridad sanitaria, luego que evidenciaran una disminución de casos positivos de coronavirus, pero las comunas de las regiones de Tarapacá, Metropolitana y La Araucanía bajo la medida seguirán confinadas.

Así lo anunció este miércoles el ministro de Salud, Jaime Mañalich, durante el balance diario que entrega el Gobierno sobre la situación de la epidemia en el país, indicando que en el caso las localidades de la Región de Antofagasta, ha funcionado el aislamiento que concluirá este viernes, al iniciarse el toque de queda que rige desde las 22:00 horas y hasta las 5:00 horas en todo el país.

El secretario de Estado puntualizó que la disposición se mantendrá en Iquique y Alto Hospicio en el norte, y en la de Lonquimay, Región de La Araucanía al igual que en las 38 comunas del Gran Santiago.

Mañalich puntualizó que aunque en ésta última zona se ha visto un descenso de contagiados, aún no es posible determinar aún la efectividad de la medida, dadas las situaciones que se han visto como protestas, fiestas y otras acciones que muestran que muchas personas aún no toman conciencia de la gravedad de la emergencia sanitaria.

Asimismo, dijo que se levantarán los cordones sanitarios de Temuco y Padre Las Casas en La Araucanía, y que se mantendrán los de San Antonio, Chiloé, Puerto Williams y Punta Arenas.

Informó también que este jueves se firmará el decreto que permite a los padres de los menores de edad hospitalizados con una condición de discapacidad acreditada, que puedan visitarlos dos veces por semana para que estos pacientes no resientan la falta de sus progenitores en medio de estrictas medidas sanitarias.

DESCARTAN CUARENTENA TOTAL EN VALPARAÍSO

En relación a la situación de la Región de Valparaíso, cuyas autoridades insistentemente han pedido que se declare en confinamiento para evitar la propagación de contagios, la autoridad descartó tal posibilidad, considerando que hasta ahora registra 683 personas como casos activos, contagiantes, para una población total de 770 mil habitantes.

Subrayó que se acentuará el cordón sanitario que ya tiene San Antonio, al mismo tiempo que reforzará la medida de residencia sanitaria obligatoria para todas estas personas y sus contactos, y van a ser trasladados a estos lugares entre este miércoles y el día domingo a más tardar.

“Los datos numéricos que tenemos hoy día no avalan todavía la dictación de una cuarentena total”, insistió Mañalich, añadiendo que si llegamos a tener cuarentena es porque todas estas medidas de precaución, de aislamiento, de conciencia ciudadana, no están siendo respetadas”.

Enfatizó que gran parte de la responsabilidad de lo que ocurra en la Región de Valparaíso depende de que estas medidas efectivamente sean acatadas.

Requerido sobre la posibilidad de estar ad portas de una “Batalla por Valparaíso”, el secretario de Estado argumentó que “la incidencia de nuevos casos no tiene comparación con lo que está ocurriendo en la Región Metropolitana. Las guerras o las batallas hay que librarlas con los instrumentos que corresponden en su momento”, agregó.

Insistió en que “esto es extraordinariamente dependiente de que efectivamente, como de alguna manera vemos en la comuna de Viña del Mar y Valparaíso y no en la de San Antonio, tengamos una tendencia favorable en los próximos días gracias a la conducta de las personas y a la vigilancia que hacen los municipios, las Fuerzas Armadas y Carabineros para el respeto de estas medidas decretadas y que son claras para todo el mundo”, concluyó.