La Nación

Inicio » Vida y Estilo

  Expertos piden prohibir nuez de la India

  Expertos piden prohibir nuez de la India

  Es la semilla de la planta Aleurites moluccana y su única gracia es ser un gran laxante. Con ello se puede bajar de peso, pero a costa de diarreas, vómitos, deshidratación, pérdida de potasio y funcionalidad muscular. Su uso puede causar incluso infartos. Piden frenar su venta indiscriminada.

Jueves 28 de mayo de 2009

Promete borrar adiposidades, grasa localizada, celulitis, bajar el colesterol, tonificar los músculos, limpiar el organismo, quitar la ansiedad por comer, las ganas de fumar, curar las hemorroides y el estreñimiento, mejorar el cutis y hasta reducir la caída de pelo. Tan amplia oferta de bondades en una sola semilla, llama a desconfianza, pero quienes la venden -especialmente por internet- dicen que la llamada nuez de la India es usada hace años con buenos resultados y que lo importante es seguir el tratamiento "al pie de la letra".

Una opinión muy distinta tienen los especialistas, quienes advierten sobre la nocividad de bajar de peso con un producto que actúa como purgante y cuyos únicos estudios clínicos reportados han sido hechos en ratas. Es decir, no hay nada que avale su inocuidad en la salud humana.

Miguel Morales, docente de Farmacología en la Facultad de Medicina de la U. de Chile y presidente de la Asociación Nacional de Fitoterapia (ciencia que estudia la utilización de las plantas con finalidad terapéutica), es tajante a la hora de pedir a las autoridades sanitarias poner freno a la venta indiscriminada e irresponsable de este producto en Chile. " Hay una propaganda tendenciosa sobre este recurso natural que no ayuda a bajar de peso, porque la población debe entender que no puede usar laxantes para adelgazar. Hacerlo es sumamente peligroso para la salud, especialmente en un país con altas tasas de colón irritable. Los organismo de salud deben tomar cartas en el asunto, porque la oferta de bajar 10 kilos en pocos días puede causar problemas sanitarios no menores", dice.

Morales explica que la acción purgante de la semilla no sólo aumenta las deposiciones y puede ocasionar diarreas -con la consiguiente deshidratación- sino que además provoca la pérdida de electrolitos y potasio, este último elemento fundamental para la funcionalidad de los músculos. "Abusar de estos productos provoca atonía muscular intestinal y luego problemas en los músculos de otras partes del cuerpo. Hay reportes de personas intoxicadas con esta semilla que han llegado con alteraciones importantes en la su frecuencia cardíaca", asegura el docente.

En la misma línea está la nutricionista de la U. Andrés Bello, Fanny Flores, quien si bien reconoce no haber escuchfoto_03
w:170
h:216
14 kbado antes de este producto, asegura que los efectos descritos por sus ofertantes en la web dan cuenta de dos cosas importantes: primero, que no hay estudios científicos que apoyen las bondades que se le atribuyen y segundo, la precariedad de las indicaciones que se entregan a quienes la consumen. "Por ejemplo, no se dice nada sobre la alimentación, lo que hace que las personas se inventen una dieta hipocalórica que sólo las subalimenta. Si a eso sumas el efecto laxante que tiene este producto, los resultados pueden ser serios".

Flores dice que el problema es que nuestra población quiere soluciones mágicas y rápidas para adelgazar. "Pero eso no existe. En un tratamiento médico uno busca que la persona baje en promedio el 1% de su peso a la semana. Para bajar los 10 kilos semanales que ofrece esta semilla la persona debiera pesar 100 kilos, entonces la gente tiene que entender que uno es lo que come y que ningún tratamiento que ofrezca ese tipo de reducciones es seguro".

La Nación consultó a tres personas que venden el producto en la web, pero se negaron a entregar mayores detalles de la semilla, aunque dos reconocieron que la venden, pero no tienen ningún tipo de conocimiento sobre ella. Sólo Magaly (nombre ficticio) dijo no haber tenido nunca problemas con sus clientas. -¿Sabía que puede ocasionar serios problemas a la salud? -Que yo sepa ninguno, es un producto natural, además cada uno sabe lo que compra. Éste es un país libre ¿no?", dijo antes de cortar.

foto_01
w:583
h:496
69 kb

La Nación

Av. Nueva Providencia 1860
Oficina 183, Providencia, Santiago, Chile
Teléfono: 56 2 - 2632 5014

Director Responsable: Samuel Romo Jara
Representante Legal: Luis Novoa Miranda

© Comunicaciones LANET S.A. 2014
Se prohíbe toda reproducción total o parcial de esta obra, por cualquier medio.