Rafael Garay salió en libertad condicional sin dar declaraciones

La Segunda Sala Penal de la Corte Suprema le concedió el beneficio al ingeniero comercial por estimar que no hay factores de reincidencia, según un informe psicosocial de Gendarmería. A Garay se le abonaron los 18 meses que pasó en prisión preventiva.

196

Cerca de las 5:00 horas de este jueves salió en libertad condicional el ingeniero comercial Rafael Garay Pita (44) desde el ex anexo cárcel Capitán Yáber, donde cumplió un año y siete meses de su condena a 7 años por el delito reiterado de estafa.

Vestido con una chaqueta de mezclilla y cubierto por una mascarilla y un gorro, Garay se retiró sin dar declaraciones a los medios de comunicación que esperaban su salida y se trasladó hasta un domicilio ubicado en la comuna de Santiago.

La semana pasada, la Segunda Sala Penal de la Corte Suprema le concedió el beneficio a Garay por estimar que no hay factores de reincidencia, según un informe psicosocial de Gendarmería, a pesar de que postuló cuando aún no cumplía la mitad de la pena.

A Garay se le abonaron los 18 meses que pasó en prisión preventiva, por lo que cumplió la mitad de la sentencia del 18 de octubre de 2018, emitida por el Segundo Tribunal Oral de Santiago, y confirmada el 12 de diciembre del mismo año por la Corte de Apelaciones de Santiago.

El tribunal oral condenó a Garay a 7 años de cárcel por 29 delitos de estafas reiteradas por un total $1.354 millones cometidos entre agosto de 2011 y junio de 2016. Además, lo sentenció a una multa de 21 UTM (cerca de un millón de pesos) y al pago de cerca de $850 millones de indemnización a 17 víctimas, que incluyeron una demanda de daños y perjuicios en el juicio. Tras salir en libertad condicional, Garay debería firmar una vez a la semana en dependencias de Gendarmería, las que permanecen cerradas por la cuarentena.