Trasladan migrantes peruanos a dos colegios de Santiago

Las primeras 150 personas, entre los que se cuentan niños y mujeres embarazadas, fueron trasladadas hasta el liceo Sara Blinder, perteneciente a la Red Educacional Santo Tomás de Aquino, para realizar la respectiva cuarentena antes de retornar a su nación de origen.

1255

Un total de 300 ciudadanos peruanos serán albergados en dos colegios católicos de Santiago entre este miércoles y el viernes, todos a la espera de poder regresar a su país a causa de la pandemia.

Las primeras 150 personas, entre los que se cuentan niños y mujeres embarazadas, fueron trasladadas hasta el liceo Sara Blinder, perteneciente a la Red Educacional Santo Tomás de Aquino, para realizar la respectiva cuarentena antes de retornar a su nación de origen.

Al respecto, el vicario para la Educación, padre Andrés Moro, señaló que “el Arzobispado de Santiago desde el principio de esta pandemia se ha puesto a disposición del Estado y también de la sociedad. Tenemos albergues que son para personas en situación de calle, hemos habilitado algunas residencias para el cuidado de adultos mayores y para personas enfermas. Con estos, serían cuatro los colegios del Arzobispado que se ponen a disposición para que personas migrantes que están pasando situaciones muy aflictivas, puedan vivir una cuarentena y luego, regresar a su país de origen”.

“Es importante destacar -añadió- que estos colegios acompañan a la población migrante de alta vulnerabilidad, es decir, colegios que están pensados para acompañar a las personas más pobres, hoy también se ofrecen para personas que están viviendo una pobreza muy concreta, que es que no tienen un lugar donde vivir y que deben partir a sus países, porque se dan cuenta que económicamente aquí ya no pueden seguir viviendo”.

Sandra Urrutia, directora ejecutiva de la Red Educacional Santo Tomás de Aquino, manifestó que “cuando compartí la noticia de la decisión que habíamos tomado con nuestros colaboradores, todos se manifestaron muy de acuerdo y contentos, porque podemos ser de gran ayuda para las personas. Ese es nuestro sentido y nuestro propósito. En verdad nos sentimos muy honrados de poder ayudar en esta pandemia con algún granito de arena a estas comunidades que están pasándolo muy mal”.

Además, “el consulado facilitará la alimentación e higiene y nosotros la infraestructura para ello”, agregó.
Al momento del arribo de los migrantes al albergue habilitado en el liceo Sara Blinder se encontraban presentes el intendente metropolitano, Felipe Guevara; el alcalde de Santiago, Felipe Alessandri; el delegado provincial de Santiago, Enrique Beltrán, además de la directora del establecimiento.

El viernes en tanto, los otros 150 peruanos restantes serán ubicados en el liceo Miguel Rafael Prado, de Independencia.