Home Nacional "bebé de casi dos años murió intoxicada tras ingerir qu...

Bebé de casi dos años murió intoxicada tras ingerir químico en el taller de su padre en San Pedro de la Paz

Según antecedentes preliminares del caso, la guagua falleció tras ingresar al SAR de Boca Sur, donde se determinó que estaba intoxicada con resina epóxica, un material tóxico que utilizan principalmente mueblistas y artesanos.

Comparte esta noticia

La Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones se encuentra investigando las circunstancias en las que murió un bebé de un año y 10 meses de edad, durante la tarde noche del jueves, en la comuna de San Pedro de la Paz, Región del Biobío.

Según antecedentes preliminares del caso, la bebé falleció tras ingresar al SAR de Boca Sur, donde se determinó que estaba intoxicada con resina epóxica, un material tóxico que utilizan principalmente mueblistas y artesanos.

“Conforme a las diligencias realizadas, se estableció que la menor no presentaba lesiones atribuibles a terceras personas, estando (los detectives) a la espera de la autopsia correspondiente para determinar su causa de muerte”, señaló la subcomisaria Nadia Carrasco.

Por lo anterior, “en el lugar se estableció que esta (menor) habría ingerido accidentalmente resina epóxica en su domicilio, lugar en el que residía junto con sus padres”.

“El padre de la menor era quien trabajaba con este material en una sala destinada como taller, quedando la resina al alcance de esta (guagua) y, en un momento de descuido, la habría ingerido”, añadió la funcionaria de la PDI, según recogió Radio Cooperativa.

CUIDADOS ANTE UN QUÍMICO PELIGROSO

La química farmacéutica de Redfarma, Carolina Mella, comentó que esta resina epóxica “es un material sintético artificial cuyas propiedades son similares a las que se obtienen naturalmente de los árboles. Se utiliza como aislante en revestimientos metálicos, para proteger materiales eléctricos de la humedad, polvo y suciedad, entre otros”.

“Existen tres presentaciones de la resina: curada, sin curar y en polvo; y la toxicidad depende de cada estado. La resina curada es la que ya está dura, pudiendo ser inofensiva al tacto. Por lo tanto, no es tóxica. Sin embargo, la resina sin curar se encuentra en estado líquido y se absorbe fácilmente en la piel, siendo tóxica al tacto, en cuyo caso se deben tomar precauciones de seguridad adecuada, como proteger los ojos y las manos”, añadió.

Para cerrar, detalló que “si se lija la superficie con resina, es posible que genere polvo, y para evitar contacto con la piel hay que protegerse. Entonces, la recomendaciones (para su uso) son aumentar la ventilación, usar equipo de protección personal, y la higiene personal después de haber terminado un trabajo con resina, lavarse bien las manos y la piel con agua y jabón”, agregó Mella.

Comparte esta noticia
60,813FansLike
8,370SeguidoresSeguir
346,900SeguidoresSeguir

Lo Más Leído