Jefe de la Segpres: “La próxima semana deberíamos tener un principio de acuerdo”

Titular de la Segpres afirmó que “hay optimismo” de que a final de la semana que está por iniciarse, los partidos que respondieron al llamado del Gobierno lleguen a buen puerto en el diálogo para establecer medidas económicas y sociales para enfrentar los efectos del Covid-19.

2370

El nuevo ministro Secretario General de la Presidencia, Claudio Alvarado, afirmó tener “la convicción” de que a fines de la semana que viene, La Moneda y los partidos oficialistas y de oposición que participan de la mesa de diálogo, llegarán a un acuerdo económico y social para enfrentar la pandemia y sus efectos.

Respecto de la misión que le encomendó el Presidente Sebastián Piñera, de articular puentes para llegar a buen puerto con las colectividades, el secretario de Estado dijo que “hay mucha convergencia en todos los sectores políticos. De hecho, gran parte de los partidos de oposición que están participando de la mesa señalan que la posibilidad de llegar a un acuerdo es alta”.

En entrevista con El Mercurio, el titular de la Segpres añadió que en los partidos “hay plena conciencia de que las expectativas de las personas están puestas en la responsabilidad de los actores políticos. En momentos como los que estamos viviendo, no nos podemos farrear esa oportunidad de darles una respuesta a quienes más lo necesitan”.

Sobre el plazo de dos semanas que impuso el Mandatario a sus ministros para lograr el entendimiento que permita enfrentar la crisis social y económica y que concluye a fines de la semana que está por iniciar, Alvarado cree posible lograrlo.

“Hay optimismo”, afirmó, añadiendo que “tengo la convicción de que a finales de la próxima semana deberíamos estar ya con un principio de acuerdo bastante avanzado y cerrado”.

Claudio Alvarado también fue consultado acerca del planteamiento opositor para que un nuevo Ingreso Mínimo de Emergencia esté sobre la línea de la pobreza.

“Hay propuestas sobre la mesa de equipos técnicos especializados, de todo el espectro político, en orden a considerar un marco fiscal que sea responsable, un horizonte de tiempo en el cual deberían desarrollarse instrumentos de apoyo a las familias y a las personas. En esta mesa nos pondremos de acuerdo sobre cuál es la mejor alternativa”.

SALIDA DE SICHEL

En cuanto a la controvertida salida de Sebastián Sichel del ministerio de Desarrollo Social, quien era el ministro mejor evaluado del gabinete para que se haga cargo del BancoEstado, Alvarado explicó que “es una garantía de responsabilidad y de certeza de que lo que se pretende va a funcionar bien”.

“Su instalación como presidente del BancoEstado, es una muy buena noticia porque se trata de alguien con buena evaluación pública que estaba al mando del ministerio de Desarrollo Social, que conoce muy bien la realidad socio-económica de nuestro país y llega, una entidad muy relevante en el apoyo a la pequeña y mediana empresa”.

Acerca de posibles diferencias que el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, y el de Hacienda, Ignacio Briones, habrían tenido con Sichel, y que podrían haber motivado su cambio, el titular de la Segpres sostuvo que “nunca se va a estar al margen de las especulaciones, pero insisto en que la decisión corresponde al Presidente. Evaluó en su mérito el porqué de un cambio y la justificación. No hay más que hablar sobre el particular”.

LEY CORTA DE MOREIRA

El viernes, el jefe de la bancada de senadores de la UDI, Iván Moreira, anunció una ley corta para permitir a los alcaldes, por una única vez, presentarse a los próximos comicios municipales aunque hayan cumplido tres períodos en el sillón edilicio, lo que esta semana quedó prohibido por la ley que limita la reelección, que fija un máximo de tres períodos para cargos de cuatro años para alcaldes, concejales, consejeros regionales (cores) y diputados y de dos para los senadores con tope de 16 años.

“Sin dudas, existen intereses en regular la situación de los alcaldes para que su próximo período sea el último. Pero normas de esas características, requieren de un consenso político previo no menor, se trata de reformas constitucionales que requieren 93 votos, por lo tanto, si hay una moción parlamentaria que nos lleve a generar ese acuerdo previo, indudablemente que vamos a estar ahí”.

“SACRILEGIO” DE SENADORA MUÑOZ

Por último, Alvarado también abordó el caso de la presidenta del Senado, Adriana Muñoz, quien esta semana afirmó que prefería cometer sacrilegio con la Constitución y ser destituida, antes que pasar sobre una demanda urgente, en medio del debate sobre el postnatal de emergencia.

“Lo que dijo la presidenta del Senado es producto de la pasión por discutir un tema importante. Pero también está plenamente consciente de su rol que, llegado el momento, si hay que tomar una decisión respecto de la admisibilidad del proyecto, van a tener que actuar en consecuencia, tal cual nos señalaron al asumir el cargo y cuando uno jura respetar la Constitución y la ley”, culminó.