03 Julio 2022 11:01
Home Panoramas El crítico Antonio Romera abre sus archivos y su Museo Secreto

El crítico Antonio Romera abre sus archivos y su Museo Secreto

La exposición “Museo Secreto, Archivo de Antonio Romera” estará abierta hasta el 26 de junio en el Centro Cultural de Las Condes. La muestra propone un recorrido visual por los documentos del archivo privado y público, por la múltiple personalidad de Romera: desde el ácido caricaturista de El Mercurio, La Nación y Las Últimas Noticias, hasta el periodista de cine y teatro, o el investigador y académico.

El sábado 4 de junio el Centro Cultural de Las Condes inauguró la exposición “Museo Secreto, Archivo de Antonio Romera” con el legado de Antonio Rodríguez Romera (España 1908- Chile, 1975), uno de los más relevantes artífices de la crítica de arte, la investigación y el periodismo cultural del siglo XX en Chile.

La muestra, que estará abierta al público hasta el 26 de junio, propone un recorrido visual por los documentos del archivo privado y público, por la múltiple personalidad de Romera: desde el ácido caricaturista de El Mercurio, La Nación y Las Últimas Noticias, hasta el periodista de cine y teatro, o el investigador y académico.

En la ocasión se presentó el libro “Romera, crítica e historia del arte en Chile” de los editores Pedro Emilio Zamorano, Alberto Madrid Letelier y Rodrigo Gutiérrez Viñuales, publicado por el Fondo de Cultura Económica producto de una reciente investigación Fondecyt dirigida por Zamorano con aportes del Centro de Documentación Patrimonial de la Universidad de Talca.

El texto hace referencias profundas y también anecdóticas. Contextualiza cabalmente y a partir de diversas fuentes, familiares e intelectuales, la vida de Romera en Chile, desde su llegada al país en 1939, como exiliado de la guerra civil española, hasta el inicio de una vastísima labor intelectual, expresada en crónicas culturales, crítica de artes visuales, teatro, cine y libros como su Historia de la Pintura (reeditada en cuatro ocasiones), caricaturas, conferencias y clases, entre otras actividades.

La vinculación de Romera con historiadores y críticos americanos es desarrollada en el libro por el co-editor Rodrigo Gutiérrez Viñuales, catedrático de la Universidad de Granada, en el capítulo “Romera en el arte: sus redes americanas”. El capítulo “Romera, historia de la pintura chilena” del co-editor Alberto Madrid Letelier, doctor en Filología Hispánica de la Universidad Complutense de Madrid, revisa las cuatro versiones del texto fundacional Historia de la pintura chilena, aparecida en 1951 en Editorial del Pacífico y reeditada con modificaciones en 1960, 1968 y, en versión póstuma, en 1976.

El escrito “El caricaturista Antonio Romera: un correlato gráfico a su obra crítica”, estuvo a cargo de Pedro Emilio Zamorano. Acá el autor revisa estos dibujos a partir de varios puntos de vista: la relación con los medios en que circulan, sus connotaciones ideológicas, énfasis temáticos, características formales y referencias e influjos.

“HUMOR EN LAS CABEZAS AGRIAS”

La obra del español caló profundo, para Andrés Sabella, “las caricaturas de Romera vienen a constituir un cotidiano riego de buen humor en las cabezas agrias de la gente”. Según Pedro Emilio Zamorano, “sus caricaturas publicadas en la prensa se anclan en la contingencia y las pautas editoriales de los medios donde circulan. En cambio, en cambio, son de consumo personal para la intimidad del Museo Secreto”, dice el doctor en Historia del Arte y académico de la Universidad de Talca que lidera el grupo de investigación Fondecyt, cuyos resultados se expresan en la exposición, compuesta principalmente por el Archivo de Antonio Romera que custodia y difunde el Centro de Documentación Patrimonial del Instituto de Estudios Humanísticos de la Universidad de Talca.

“El Museo Secreto es sin duda una serie fascinante de caricaturas de personajes como Roberto Matta, Fidel Castro, Pablo Neruda o periodistas como Jaime Celedón y María Inés, Toto Romero, y la vida íntima de Romera, …sus caricaturas prohibidas”, explica Zamorano.

UNA EXPÓSICIÓN DE ARCHIVOS

“Las exposiciones de archivo son una de las estrategias más efectivas para dar a conocer estos acervos documentales a un público amplio, más allá de los investigadores profesionales. De este modo, buscamos que nuevas audiencias, a partir de su visita a la exposición, se interesen por profundizar en la obra de Antonio Romera”, señalan los curadores de la muestra, Pedro Maino y Eduardo Bravo.

Asimismo, estas exposiciones son escenarios ideales para cuestionarnos acerca del “valor de lo documental, el despliegue y reconstrucción de memorias, la fetichización del documento, así como también las relaciones y límites entre objeto artístico y archivo, o historia y memoria”, como sostiene el curador mexicano Luis Vargas Santiago. Y que sea, precisamente, a través del archivo documental de Romera, uno de los críticos más lúcidos de la escena social y artística chilena del siglo XX, se vuelve especialmente significativo.

Museo Secreto. Archivo de Antonio Romera es una invitación a sumergirse en el imaginario de Antonio Romera, a penetrar en sus espacios más íntimos, donde podremos apreciar su sentido del humor, su mirada crítica sobre el arte y la cultura, el trazo ágil y sintético de su pluma, y el rigor de su oficio como de investigador y erudito, puntualiza Pedro Emilio Zamorano.

SECRETOS DEL CARICATURISTA

La muestra destaca al arte de la caricatura y el dibujo como una disciplina vital en el desarrollo de la esfera pública chilena. Por el lápiz grafito y la tinta de Romera transitan personajes entrañables de la talla de Pablo Neruda y Roberto Matta, hasta visiones íntimas, juguetonas y bañadas de cierta candidez erótica en las páginas El Museo Secreto, serie de ocho cuadernos college donde también despliega un humor ácido, a veces matizado por la crítica política y otras simplemente por el ojo escrutador de la realidad que contempla.

La curaduría de la muestra fue realizada por Pedro Maino Swinburn y Eduardo Bravo Pezoa y recrean las distintas caras del crítico tanto en su espacio público como en el privado, incluyendo de la redacción de crónicas periodísticas desde 1952 hasta 1975, en los diarios La Nación, Las Últimas Noticias y El Mercurio.

“El humor es -entre otras muchas cosas- el choque, lo disímil, lo heterogéneo”, señala Antonio Romera en sus “Cuadernos” del Centro de Documentación de la Universidad de Talca. “El elemento fundamental de la caricatura de la hora actual es la línea”. Es el elemento que modela el perfil sicológico de retratado, sostiene el español.

INVESTIGACIÓN

Según Gaspar Galaz y Milan Ivelic, “en cualquier trabajo que al respecto se haga, no se puede omitir la vasta labor de Antonio R. Romera sobre la pintura chilena, que lo ubica como un pionero en estos terrenos del conocimiento artístico”.

El proyecto fue desarrollado en el contexto institucional del Fondo Nacional de Ciencia y Tecnología de Chile, Fondecyt (hoy Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo, Anid), en dos proyectos a cargo de Pedro Emilio Zamorano y con la concurrencia de teóricos e historiadores nacionales y extranjeros.

Las caricaturas y El Museo Secreto son parte de la colección del Centro de Documentación Patrimonial de la Universidad de Talca, los objetos del gabinete de Romera pertenecen a la Colección de Adela Tarragó y Pedro Zamorano.

- Anuncio -
60,798FansLike
5,800SeguidoresSeguir
336,000SeguidoresSeguir

Lo Más Leído